El TP52 Ichi Ban ha sido proclamado ganador absoluto de la Rolex Sydney Hobart 2017. El barco armado y patroneado por Matt Allen fue el mejor en tiempo compensado IRC entre los 102 que partieron el 26 de diciembre de la bahía de Sídney, escenario de la salida de la regata desde 1945.

Rolex Sydney Hobart Yacht Race 2017 – Overall Winner

El TP52 del presidente de Australian Sailing, la federación nacional de vela, completó el recorrido de 628 millas entre Sídney y Hobart en 1 día, 19 horas, 10 minutos y 20 segundos de navegación, finalizando en octava posición en tiempo real, justo por detrás de los barcos de mayor eslora de la flota. Aplicadas las fórmulas de compensación IRC, ningún otro barco conseguiría igualar el tiempo de Ichi Ban, que se impuso por poco más de 20 minutos al también TP52 Quest de Paul Clitheroe y Bob Steel, y una hora al Ker 46 Patrice de Tony Kirby.

“Han pasado 34 años desde que gané con el Challenge II de Lou Abrahams”, comentaría durante la entrega de premios un emocionado Matt Allen, que debutó en la Rolex Sydney Hobart con 17 años y acumula 28 participaciones. “Pero esta vez es especial, porque es mi barco”. El nuevo TP52 de Allen se estrenó el pasado mes de octubre, y su armador reflexiona sobre las razones que le llevaron a elegir este modelo para asaltar el triunfo. “Buscaba un barco adaptado a la fórmula y que pudiera competir en diferentes condiciones, y lo construí pensando en competición oceánica, especialmente para la Rolex Sydney Hobart”.

download

El armador australiano contó a bordo con la ayuda del veterano navegante Will Oxley, cuyo extenso palmarés oceánico incluye las cuatro últimas ediciones de la Volvo Ocean Race (Brunel en 2005-06, Puma en 2008/09, Camper en 2011-12 y Team Alvimedica en 2014-15). Oxley reconoce que le faltaba esta victoria. “Como australiano, esta es la regata más importante que puedes ganar. He hecho cinco vueltas al mundo, pero lo primero que te preguntan en Australia cuando saben que navegas es si has hecho la Rolex Sydney Hobart y cuántas. En ese aspecto, es sin duda la victoria más grande de mi carrera”.

Matt Allen quiso destacar el esfuerzo incansable, compromiso y marinería de todos y cada uno de los miembros de su equipo para la consecución de este hito. De acuerdo con Gordon Maguire, otra de las cabezas pensantes a bordo de Ichi Ban: “Era todo o nada. No había excusa para no apretar al 110% el 27 de diciembre, porque ahí es donde se decidiría la regata. Hubo un momento en el que dijimos: olvidad las velas, seguid. Si rompe, estamos fuera; si no apretamos, estamos fuera”.

La tripulación de Ichi Ban recibió en Hobart la mítica Tattersall Cup y un Rolex Oyster Perpetual grabado en reconocimiento a su hazaña.La Rolex Sydney Hobart está organizada por el Cruising Yacht Club of Australia y el Royal Yacht Club of Tasmania, y cuenta con el patrocinio de Rolex desde 2002.

download

RELACIÓN NATURAL
Rolex siempre se ha asociado con actividades que, como ella misma, están motivadas por la pasión, la excelencia, la precisión y el espíritu de equipo. De manera natural, Rolex ha gravitado hacia el mundo de la navegación a vela, formando una alianza que se remonta a la década de 1950. Hoy, Rolex es patrocinador principal de 15 de los más importantes eventos internacionales de vela.

Desde regatas oceánicas como la Rolex Sydney Hobart (Australia), la bienal Rolex Fastnet Race (Reino Unido) y la Giraglia Rolex Cup (Francia e Italia), pasando por competición de monotipos del más alto nivel como el Rolex Farr 40 World Championship, reuniones espectaculares como la Maxi Yacht Rolex Cup (Italia) o la Rolex Swan Cup (Italia y Caribe), así como la estrecha relación con los clubes náuticos más influyentes del mundo como el Yacht Club Italiano, el New York Yacht Club (Estados Unidos) o el Royal Yacht Squadron (Reino Unido), Rolex está guiada por su pasión por la excelencia y un comprometido aprecio por la vela.

25/12/2017 – La 73ª Sydney Hobart suelta amarras

El próximo martes, 26 de diciembre, comienza en Australia la 73ª edición de la Rolex Sydney Hobart, referencia mundial entre las regatas oceánicas. Su impredecible recorrido de 628 millas náuticas parte del puerto australiano de Sídney rumbo a Hobart, en Tasmania, y este año atrae a una heterogénea flota de 102 barcos con entre nueve y 30,5 metros de eslora. La presencia de cuatro supermaxis y una previsión meteorológica favorable anuncian una encarnizada batalla por la victoria en tiempo real.      

Rolex Sydney Hobart Yacht Race 2017 – Preview

La Rolex Sydney Hobart 2017 contará con una imponente flota formada por 102 barcos con esloras comprendidas entre los nueve y los 30,5 metros, incluyendo 27 extranjeros y 11 de los últimos 12 ganadores en tiempo real. Todo un crisol de tripulaciones profesionales y amateur que aprovechan las jornadas previas a la salida para poner a punto sus embarcaciones conscientes de lo imprevisible de un recorrido de temible reputación. Como cada año desde 1945, la regata partirá de la bahía de Sídney el 26 de diciembre, el conocido como Boxing Day, atrayendo a decenas de miles de espectadores y la atención de la televisión nacional, que retransmitirá en directo un evento considerado todo un icono del deporte australiano.

El recorrido de la Rolex Sydney Hobart transcurre a lo largo de 628 millas náuticas, el equivalente a 1.163 kilómetros. Tras abandonar la bahía de Sídney, la flota pone rumbo sur para navegar paralelo a la costa de New South Wales hasta alcanzar el temido Estrecho de Bass, la porción de agua que separa el continente de la isla de Tasmania y que suele ofrecer duras condiciones de viento y mar. La aproximación final a Hobart resulta clave a medida que la flota remonta el río Derwent, un auténtico campo de minas entre encalmadas y corrientes. La Rolex Sydney Hobart está organizada por el Cruising Yacht Club of Australia y el Royal Yacht Club of Tasmania, y cuenta con el patrocinio de Rolex desde 2002.

DOBLE BATALLA
La flota de la Rolex Sydney Hobart se divide en cinco clases pero lucha por dos premios principales: el barco más rápido, el primero en llegar a Hobart, consigue la victoria en tiempo real, y su tripulación recibe un cronógrafo Rolex Oyster Perpetual grabado y el trofeo J.H. Illingworth; el barco con mejor tiempo compensado logra la victoria absoluta, un Rolex grabado y el trofeo Tattersall Cup. Ambos campeones inscribirán sus nombres en los libros de historia de la navegación mundial.

download

Literalmente, cualquier participante puede ganar la Rolex Sydney Hobart. Es la magia del tiempo compensado. En las últimas 15 ediciones se han coronado cinco barcos del rango 40-50 pies, cinco del 50-60, tres del 60-70 pies (incluyendo el Volvo 70 Giacomo de Jim Delegat, que defiende título) y dos de 100 pies. Pero cuando se trata de la victoria en tiempo real, el número de aspirantes se reduce, y ahí sí que importa el tamaño. El club de los más rápidos de esta 73ª edición está formado por cuatro supermaxis de 100 pies de eslora (30,5 metros): el estadounidense Comanche de Jim Clooney (el monocasco más rápido del mundo), y los australianos Black Jack de Peter Harburg, Infotrack (ex Perpetual Loyal) de Christian Beck y Wild Oats XI de Mark Richards, el barco con mejor palmarés en la historia del evento, que ha recibido su enésima actualización para afrontar su 13ª participación.

download

El Wild Oats XI debutaba en 2005 consiguiendo la triple corona: victoria en tiempo real, en compensado y establecimiento de un nuevo récord. Desde entonces ha sumado ocho victorias en tiempo real, incluyendo cuatro consecutivas entre 2005 y 2008. En 2012 repitió triple corona, fijando un tiempo que no sería rebajado hasta 2016, cuando su archirrival Perpetual Loyal (hoy Infotrack) paró el crono en 1 día, 13 horas, 31 minutos y 20 segundos, la marca a batir. El barco timoneado por Mark Richards llega con intención de resarcirse de sus dolorosas retiradas en las dos últimas ediciones.

PROMETEDORA PREVISIÓN
Los 102 equipos participantes recibieron la última previsión meteorológica en el transcurso de la tradicional reunión de patrones y navegantes, celebrada hoy en el Cruising Yacht Club of Australia. El parte sugiere que la salida se realizará con brisas suaves de componente este en el interior de la bahía de Sídney, con alrededor de 15 nudos del sur a medida que salen a mar abierto. A media tarde se espera que el viento role a nordeste en el entorno de los 10-15 nudos, incrementando su intensidad hasta rondar los 20 nudos de noche. Los barcos más rápidos deberían afrontar el cruce del Estrecho de Bass a partir de la mañana del miércoles con 15-25 nudos.

“No podríamos desear un parte más estable y tranquilo”, reconoce Mark Richards, patrón del Wild Oats XI, que el pasado fin de semana se quedaba sin electrónica por la caída de un rayo, pero que “ya está listo”. A priori, la previsión parece favorecer a su archirrival Comanche en la lucha por la victoria en tiempo real, aunque su nuevo armador, Jim Clooney, se muestra cauto: “Hay tramos del recorrido que parecen favorecer más a unos barcos que a otros. Nos espera una de las regatas más intensas y emocionantes de los últimos tiempos”. Parece improbable que se establezca un nuevo récord, pero el duelo está asegurado.

La victoria absoluta en compensado se presenta mucho más abierta, y con la información disponible parece favorecer a los barcos de 50-60 pies de eslora.

La salida de la 73ª Rolex Sydney Hobart se celebrará el martes, 26 de diciembre, a las 13:00h, hora local de Sídney (3:00h de la mañana en la España peninsular).

Yacht Tracker (En vivo)

download

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here