El Comité Olímpico Internacional (COI) ha expresado su preocupación con respecto a dos de los candidatos en las elecciones presidenciales de World Sailing, advirtiendo al comité que supervisa la próxima votación que las acusaciones en su contra son potencialmente perjudiciales para la organización. Así lo explica Liam Morgan en el portal especializado en los Juegos Olímpicos insidethegames.

El correo electrónico, visto por insidethegames, se refiere directamente a tres casos de la Comisión de Ética que involucran al actual presidente de la World Sailing Kim Andersen y al hecho de que el actual vice-presidente y candidato a presidente Scott Perry tenga prohibida la entrada en los Estados Unidos.

En los comentarios transmitidos a través del correo electrónico, el vicepresidente del COI, Ng Ser Miang, dirigido al Comité Electoral de la World Sailing y atribuidos a Pâquerette Girard Zappelli, directora de ética y cumplimiento del COI, se afirma que que el comité debería proporcionar una «revelación completa de las situaciones personales» tanto de Kim Andersen y del vicepresidente Scott Perry a los miembros que deben votar en las elecciones a la Federación Internacional de Vela.

La intervención, potencialmente crucial del COI, se produce antes del inicio de la votación en la lucha presidencial a cuatro bandas, donde también están el español Gerardo Seeliger y otro vicepresidente, el chino Quanhai Li, y que darán inicio el viernes 9 de octubre, donde ya habrá una primera criba de candidatos, en el caso de los presidentes seguirán el proceso los dos más votados.

Según insidethegames Perry admitió que no puede entrar en Estados Unidos, pero afirma que no conoce las razones completas y que su equipo legal está tratando de averiguarlo.

Zappelli advirtió que el estatus de Perry en los Estados Unidos «podría ser difícil de administrar de manera pragmática para la Federación Internacional [World Sailing], ya que los atletas estadounidenses son un equipo importante y se organizan numerosas competiciones en los Estados Unidos, incluidos los próximos Juegos Olímpicos [2028] en Los Ángeles», con lo que sería un grave problema político-deportivos si finalmente es el elegido.

Scott Perry y Kim Andersen. Foto: insidethegames
Scott Perry y Kim Andersen. Fotos: insidethegames

Andersen, presidente electo de la Federación Internacional en 2016, recibió una advertencia de la Comisión de Ética de la World Sailing por «abusar» de las firmas de dos de sus vicepresidentes: Perry y Gary Jobson.

El danés respondió y criticó la conducta de la Comisión de Ética, argumentando que el nombramiento de Josep Maria Pla, presidente tanto de la Federación Andorrana de Vela como de la EUROSAF, como responsable de ética «claramente no fue independiente ni imparcial».

Un contrato del que Andersen, niega haber cometido irregularidades y ha acusado a la Comisión de «acciones cuestionables», firmado con Burson Cohn & Wolfe, anteriormente llamado TSE Consulting, y que también es objeto de una investigación de la Comisión de Ética, según la publicación Seilmagasinet.

El presidente de World Sailing «enfrentando tres asuntos consecutivos presentados a la Comisión de Ética…podría empañar la reputación de WS (World Sailing)», dijo Zappelli, según el correo electrónico de Ser Miang.

Zappelli concluye diciendo: «Sería bueno que la Comisión Electoral de WS llame la atención de las Federaciones Nacionales sobre la importancia de que WS mantenga sus estándares de buen gobierno, especialmente protegiendo su reputación». El representantes del COI también insistió también en que la organización «no está en posición de interferir en el proceso de elección de una FI».

El director ejecutivo de World Sailing, David Graham, dijo a insidethegames que la organización «no ha tenido una comunicación formal del COI sobre las próximas elecciones presidenciales de World Sailing», y añadió que «tampoco esperaría ninguno, ya que el COI [por supuesto] trata a World Sailing como cualquier otra Federación, como un organismo independiente, y espera que los miembros tomen esa decisión en un proceso bien gobernado, que es lo que estamos haciendo», Graham dijo.

Los comentarios de Zappelli parecen menos directos y menos formales que cuando el COI le dijo a Gafur Rakhimov en septiembre de 2018 que su candidatura a presidente de la Asociación Internacional de Boxeo (AIBA) ponía en peligro dicho deporte en los Juegos Olímpicos.

Rakhimov, quien ha sido acusado de estar involucrado en el tráfico de heroína, fue elegido presidente de AIBA dos meses después y la organización fue suspendida como el organismo rector olímpico para el deporte en junio de 2019.

La primera ronda de votaciones en las elecciones de World Sailing se celebrará de 9 al 16 de octubre de forma telemática. Si ningún candidato obtiene la mayoría, habrá una segunda vuelta entre los dos primeros.

Dado que la primera ronda parece estar muy disputada, suponiendo que los cuatro candidatos lleguen a la línea de salida, es muy posible que no se sepa quién será el próximo presidente de la World Sailing hasta el mismo 1 de noviembre.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here