Los cuentos de Andersen

Seilmagasinet y Paul Henderson dejan en evidencia a Kim Andersen respecto al cambio de la sede de Southampton a Londres

1
731

Hans Christian Andersen fue un famoso escritor danés que vivió en el siglo XIX; conocido sobre todo por sus cuentos, donde encontramos algunos tan leídos como ‘El patito feo’, ‘La sirenita’, ‘Soldadito de plomo’ o ‘El traje nuevo del emperador’. Contaba fábulas que traspasaron fronteras y se convirtieron en obras mundialmente famosas.

En el siglo XXI tenemos a otro Andersen, de nombre Kim -desconozco si es descendiente de Hans Christian-, por su trayectoria podría ser posible, aunque también es cierto que hablar de un Andersen en Dinamarca es cómo hablar de un García en España. Kim Andersen es presidente de la World Sailing, pero últimamente parece que le han pillado por contar también cosas que no se ajustan a la realidad, y que están dejando a este hombre con su reputación por los suelos. Ya no solo como gestor, que ha demostrado una incapacidad supina, sino también como un personaje que para intentar justificar sus actuaciones económicas, parece ser que ha faltado a la verdad.

Uno de los caballos de batalla de su gestión fue el cambio de sede de la World Sailing, lo que ha supuesto un daño a día de hoy irreparable a las arcas de la federación internacional. Históricamente la sede estuvo en Southampton, al sur de Inglaterra; pero Andersen y su CEO, Andy Hunt, decidieron trasladarla a Londres. Andersen adujo para ello el contrato de 200.000 libras anuales con el arrendatario de Southampton expiraba en 2017 y que debían irse de ahí. Para ello se las ingenió para irse a Londres pasando a 500.000 libras anuales, firmando un contrato para diez años, lo que supone pagar en este tiempo 3 millones de libras más en este tiempo.

Andersen se justificó ante el rotativo noruego Seilmagasinet y en insidethegames de que la World Sailing no tuvo más opción que dejar las oficinas de Ariadne House. Pero como dice el refranero: antes se pilla a un mentiroso que a un cojo o este otro que dice que la mentira tiene las patas muy cortas. Mikkel Thommessen de Seilmagasinet ha descubierto que las oficinas de Southampton han estado vacías desde que la World Sailing se fue de ahí, y que se puede comprobar a través de un anuncio que está en activo en la red y que se puede ver aquí. Lo cual desmontaría la teoría de Andersen.

El ex presidente de la IYRU/ISAF –actual World Sailing-, Paul Henderson, ha denunciado a través de un correo electrónico ante distintos dirigentes y ex dirigentes de la vela mundial los motivos del cambio de Southampton a Londres, y que no dejan de ser personales y no profesionales como que “a la familia de Andersen le gusta más la exclusividad del estilo de vida de Londres donde se pueden encontrar multitud de teatros” o que Andy Hunt, que vive en Gloucester, trasladarse a Southampton suponía traslados en tren, primero ir hasta la estación de Paddington y de ahí a Southampton, con lo que mudando la sede a Londres le suponía una hora menos de trayecto.

En fin, que Andersen & Cia, primaron su bienestar personal por encima al de la World Sailing. Un escándalo más en una larga lista de despropósitos y que están llevando a la vela mundial al borde del KO técnico.

Al final de todo este cuento, dentro de lo dramático que es, esperemos que en noviembre acabe en final feliz.

1 Comentario

  1. Mi querido Jaume,
    Podría parecer un chiste pero lamentablemente no lo es. Yo puedo ofrecer oficinas gratuitas para la World Salinig, y pienso, que como yo, puede habar cientos de empresas en el mundo que a cambio de la publicidad que les supondría pudieran hacer lo mismo, porque hoy día, gracias al teletrabajo se puede estar en cualquier lugar del mundo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here